Perdonar/se.

Llevo tiempo queriendo dedicar un post a este tema. Y últimamente he tenido muchas conversaciones acerca del “perdón” en general, a una misma y hacia los demás. Recibo muchos emails y mensajes privados de mujeres que están en la situación que yo estaba hace tres años: embarazada y con parejas/progenitores que les dan la espalda. Me piden ayuda, consejo, buscan un hombro (aunque sea virtual) donde apoyarse y un espejo en el que verse reflejadas. De algunas nunca vuelvo a saber nada (y cada día pienso en ellas deseando que estén bien), y con otras ya he creado un vínculo muy especial, vosotras sabéis quienes sois.

Sé que es una situación difícil y que es fácil dar consejos desde la barrera y una vez habiendo pasado lo más duro. Pero me duele mucho leer a mujeres que me escriben diciéndome lo mal que se sienten porque quieren seguir adelante con el embarazo y sienten que “arruinan” la vida al padre de sus hijos, que obviamente no desea que ese embarazo de fruto. Y me duele también, cuando otras mujeres se sienten culpables por no querer seguir adelante. Me da la sensación, de que siendo mujer, el sentimiento de culpa siempre está ahí. El consejo que siempre doy como amiga, como hermana y como una mujer que ha pasado por lo mismo es el siguiente. Haz lo que desees, lo que realmente sientas y por una vez piensa en ti. Ya sea seguir adelante o no. Piensa en lo que tú deseas. No hay nada peor que tomar una decisión por otros y no por una misma. Las mujeres que me escriben contándome que finalmente han decidido seguir adelante en solitario, suelen tener algo en común que es totalmente justificado por otra parte: ira, resentimiento o enfado hacia la persona que no ha deseado seguir adelante como ellas. Es difícil de digerir, lo sé. Pero si estás pasando por lo mismo, creo que lo mejor es aprender a perdonar/se desde lo antes posible, y dejar ir.

En mi caso, cuando pasé por todo esto, por arte de magia cambié el chip y perdoné desde el minuto uno en que supe que estaría sola en esta aventura. A mucha gente le sorprende el respeto con el que hablo del tema o que no guarde rencor a alguien que también es responsable o debería de serlo de mi hijo. Pero yo siempre les respondo que nadie puede obligar a otra persona a hacer algo que no desea, o a estar en la vida de alguien si no lo quiere. Es jodido, perdonad la palabra, pero es la cruda realidad. Pero cuanto antes interiorizamos que nuestra realidad es esa, antes empezamos a disfrutar de la misma.

Ayer hablaba con una ya buena amiga y le decía que se escribiese un mantra y que cada mañana lo repitiese. Que se perdonase a sí misma y que perdonase a la otra persona. Que esto no quiere decir que sigamos en desacuerdo con su decisión, pero si, que aceptamos la realidad tal y como es, que respetamos su decisión y que aceptamos que no tenemos control sobre lo que otros desean y deciden.

Siempre digo lo mismo, no soy psicóloga, pero me gusta compartir lo que me sirvió a mí por si alguien puede sentirse identificada. Sé que cada caso es un mundo y hay muchas variables y situaciones seguramente donde sea muy difícil perdonar por x motivos. Pero yo encontré liberación en ese perdón. En recordarme que yo no soy víctima, si no dueña de mi realidad porque la elegí yo. Pude haber tomado otro camino, pero decidí tomar este, y ambos hubiesen estado igual de bien. Según he ido creciendo me he dado cuenta de que muchas veces durante el transcurso de la vida, buscamos excusas o justificaciones a decisiones que solo nosotros hemos tomado. Es duro ser consecuente a veces con las decisiones que uno toma, pero darse cuenta de ello creo que te empodera.

A lo mejor este posts os parece un poco “random”, pero no sabéis la cantidad de chicas que me escriben cada semana contándome lo mismo. Y por eso quería lanzar un mensaje de apoyo. Hagáis lo que hagáis estará bien, siempre que lo hagáis de corazón. Por suerte o por desgracia, creo que esta es la única decisión que es únicamente de la mujer y creo que ya es hora de que nos perdonemos y que dejemos de cargarnos con culpa constantemente.

Al hilo de esto y sin que tenga mucho que ver. Esto que a mí me sirvió mucho cuando me quedé embarazada, es algo que admito tengo que practicar más en el día a día. Me saturo al tener solo mi red y siempre pienso que voy a saturar a mi red pidiendo favores, pero acabo entrando en un bucle de cansancio-culpa que no es sano. Supongo que las madres en general me entenderéis y que las madres solteras más aún si cabe. El hecho de no tener dos círculos (el del padre y el de la madre), limita la red al de la madre y creo que es más fácil saturarla y que por eso muchas veces entramos en ese bucle y muchas veces hasta en el aislamiento. Me da la sensación, esto me lo podrán decir las madres solteras, que hay gente que piensa que simplemente por el hecho de haber decidido ser madre sola, tienes menos derecho a pedir ayuda. Por el hecho de haberlo decidido tú, pero digo yo, y las parejas no deciden también tenerlos?A lo mejor es una sensación mía, pero creo que a nivel social muchas veces se nos mira como diciendo “Si has decidido tener un hijo sola, ahora te la comes con patatas”, corregidme si tenéis otra percepción. Y no hablo de círculos cercanos, que obviamente suelen estar al pie del cañón, si no de una especie de estigma social.

Está de más decir que bienvenidos sean todos los comentarios de tanto madres en pareja como madres solteras, o padres!Que al fin y al cabo lo que nos une es la ma/paternidad y la crianza.

Y después de mi disertación de lunes, voy a mi ratito de relax mientras el peque duerme. Night everybody!

 

 

7 comentarios en “Perdonar/se.

  1. actitudmontessori dijo:

    Muy de acuerdo con tus palabras. Estuve y estoy en la misma situación. 3 meses de embarazo y su papá decidió irse y no volver a tener contacto con nosotros. Me dolió, me decepcionó. Pero con el tiempo, entendí también que perdonar y seguir adelante, no ser víctima, me ayuda a disfrutar este camino que yo si elegí y del que no me arrepiento. El mejor consejo que como madres solteras podemos dar. Te invitó a leer mi nota “En casa no hay papá” dónde expreso la gratitud al respecto. https://actitudmontessori.blog/2018/06/17/en-casa-no-hay-papa/
    Un abrazo!

    Le gusta a 1 persona

  2. Carmen dijo:

    Bueno, para empezar, me ha encantado tu entrada. No creo que fuese nada random, es un tema que está ahí presente. En mi caso es diferente, lo es porque aunque soy madre soltera, lo he sido desde que mi hijo tenía los 3 años, por lo tanto no he estado en la tesitura de verme con un embarazo encima y una soltería forzada (leáse, el padre haciéndose el sueco). No voy a tocar todos los temas sobre los que escribiste y no te haré una contestación académica respondiéndote punto por punto, pero a lo que iba: sí, sigue estigmatizándose a la madre soltera, más todavía a la madre soltera que desde el minuto cero decide tener el hijo aún sabiendo que el padre no estará allí. Yo soy a favor del aborto, y vale, a lo mejor esto parece que no pinta nada aquí pero me explico. Estoy a favor del aborto tal y como existe en el formato legal español, con la ley de plazos. Las mujeres tenermos que tener el derecho a seguir adelante con un emabrazo o no, dentro de los plazos marcados. Creo que más que de corazón -que también- una decisión así se debe tomar en base a mucha información. Las chicas que se ven ante la testitura de seguir adelante con un embarazo a solas, en su caso suelen ser jóvenes o muy jóvenes, quizás muchas veces no entienden hasta que punto un hijo te cambiará la vida. No digo que sea para mal, no digo que sea para bien, eso es algo tremendamente subjetivo. Pero te lo pondrá todo patas arriba y habrán renuncias y sacrificios, eso sin mencionar el desgaste económico, porque sí, seamos realistas, tener un hijo no sale barato sobretodo en la fase neonata y la infancia. También repercutirá en la vida social y muy probablemente en su vida laboral. Me parece tan valiente y tan respetable tener un hijo como madre soltera del mismo modo que decidir no tenerlo. Pero tanto en un caso como en el otro, lo mejor es tomar la decisión basándonos en información legítima y coherente y no en miedos, ni presión social ni dogmas.

    Le gusta a 1 persona

    • Lorena Santamaría dijo:

      Hola Carmen, me quito el sombrero con tu reflexión. Totalmente de acuerdo con lo de que siempre hay que tomar las decisiones con información, ya que creo que muchas veces, tal y como dices, se idealiza la maternidad y hay mujeres que tienen una percepción muy romántica de la misma.¡Gracias por pasarte y un beso a tí y a tu peque!

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s